EN TWITTER/ INSTAGRAM

@diluc1985

DEPORTES

FÚTBOL… ¿ES MI PASIÓN?


POR  DIANA LUCIA BENITEZ

Se nos volvió costumbre salir a las calles a gritar y manifestar nuestro sentir, cada vez que nuestro equipo del alma pierde, gana o empata un partido; pero no somos conscientes de las implicaciones que acarrean estos actos y es allí cuando perdemos la cordura.

Es triste ver que la ética, la cultura y las normas de Urbanidad de Carreño han pasado de moda,  que es más importante un impulso sobre la educación y el respeto a los demás. Es más triste tener que cerrar puertas y ventanas para que los ‘’vándalos’’ no hagan de las suyas,  aguantar la harina y el polvo que te echan encima y el alboroto de algunos; que en tu cara manifiestan su sentir.

Es increíble que las celebraciones se convierten en batallas campales  donde los colores son archienemigos, los escudos, himnos y letras de las canciones se convierten en las armas más poderosas, para hacer sentir a los demás que eres el controlador; y por otra parte, el daño que se hacen así mismos incluso llegando al borde de la muerte ¡Qué patético!

Recordando los tiempos míos, donde se podía ir al estadio en familia, compartir con los que estaban a tu lado, abrazar y expresar tu euforia respetuosamente, son recuerdos que vagan por mi cabeza cada vez que veo un juego. Las memorias te hacen extrañar aquellos tiempos tan idílicos que, llenaban de gozo el alma y que ahora solo quedan en eso;… ahora se perdió la inocencia.

¿Qué ejemplo estamos dejando a las nuevas generaciones? Será que ¿nos llena de orgullo ver en la tele a algún familiar, amigo o conocido con la camisa ensangrentada y alardeando de su odio por otro? Es una situación que nos lleva a replantearnos el cómo estamos dejando huella en la sociedad; como amante del futbol considero que debemos hacernos una reflexión exhaustiva y una acción que responda a la necesidad de este drama.





No hay comentarios.: