EN TWITTER/ INSTAGRAM

@diluc1985

miércoles, 24 de junio de 2015

PARA REFLEXIONAR...

LA AMISTAD FUNDAMENTADA EN EL AMOR DE DIOS

POR  DIANA LUCÍA BENÍTEZ ÁVILA
COMUNICACIONES LMC- LAICOS MISIONEROS DE LA CONSOLATA

La Amistad se define como el afecto personal, sin mancha y desinteresado hacia una persona que nace, se fortalece y se mantiene fuerte con el trato frecuente, el ser ‘’amigo’’ se demuestra en hechos cuando realmente se ama y se valora dándole la importancia a la otra persona.

Por otra parte, hoy en día este concepto ha cambiado un poco, la influencia de los medios, las nuevas tecnologías, en especial, las redes sociales han creado un abismo en cual el estar comunicados sin tener contacto directo con los demás prima sobre los abrazos, las charlas amenas y el compartir.

Esto nos cuestiona sobre la forma en que nos estamos relacionando con los otros, sin embargo, no debemos olvidar que la amistad verdadera está fundamentada en el amor, sino se quiere a la persona de corazón, como se quiere a sí mismo, no será una amistad verdadera. Si amamos a Dios, con ese amor que él nos ha dado debemos querer a nuestros amigos.

La amistad no se dice, se demuestra, ‘’El hombre que tiene amigos ha de mostrarse amigo; Y amigo hay más unido que un hermano’’. (Proverbios 18:24), Tenemos que ser amigos en todo tiempo, la verdadera amistad se prueba ante las dificultades y los problemas. Son amigos fieles aquellos que permanecen antes, durante y después de las tribulaciones.

La amistad también es querer a alguien imperfecto, ‘’No hay nadie que haga lo bueno; ¡no hay uno solo!’’ (Romanos 3:12b). El punto es, que debido a que todos somos pecadores, todos le vamos a fallar a Dios y a las personas. Por eso debemos de grabarnos en la mente “La Gracia de Dios”, que es amar a alguien sin merecerlo…  Así como Dios nos amó de manera inmerecida en la cruz a pesar de ser malas personas, debemos amar a nuestros amigos y enemigos por igual.

La amistad no es para siempre, Dios sí, ‘’Si alguno de ustedes quiere ser mi discípulo, tendrá que amarme más que a su padre o a su madre, más que a su esposa o a sus hijos, y más que a sus hermanos o a sus hermanas.
Ustedes no pueden seguirme, a menos que me amen más que a su propia vida’’. (Lucas 14:6), Los amigos no son eternos en esta vida, ya que a medida pasa el tiempo muchos de ellos se apartan de nuestro camino, por eso Dios nos pide que lo amemos más a él que a las personas, pues aunque pasen los años El siempre será nuestro amigo fiel.

No hay mejor modelo de amistad que Cristo. Él amaba a los pecadores, le decía la verdad a los que estaban equivocados, le demostraba a la gente con su servicio cuanto realmente les importaba y a pesar de que sabía que lo iban a despreciar los amo hasta el fin.

Jesús fue traicionado por Judas que era uno de sus mejores amigos, fue negado también por su amigo Pedro 3 veces mientras era castigado y durante su crucifixión casi todos sus discípulos lo abandonaron; a pesar de todo él siempre creyó en ellos, amándolos grandemente. ¿Qué ejemplo de amistad tan grande, nos muestra con su vida, no crees?


Finalmente, podemos decir que la  “amistad” es la demostración de un amor transparente en todo tiempo a través de hechos hacía alguien imperfecto, los verdaderos amigos son los que aman a Cristo, ama a tus amigos de la misma forma que Cristo te ama a ti. "Nadie tiene mayor amor que este, que uno ponga su vida por sus amigos." Juan 15:13

2 comentarios:

Gerardo de Jesús Buitrago Ballesteros dijo...

Así es, "Qui invenit amicum, invenit Thesaurum" El que encuentra un amigo encuentra un tesoro. No en vano Juan Pablo II nos dijo que la mayor y más excelente forma de amistad después del matrimonio es la amistad. Hermosa reflexión.

Diana Benitez dijo...

Gracias +Gerardo de Jesús Buitrago Ballesteros, Un abrazo!